Qué es el ROI

En la mayoría de las reuniones que mantengo suele salir el concepto del ROI. Un término muy frecuente y que, aunque debería, no siempre es conocido por los empresarios. 3 letras que suponen una importancia tremenda para cualquier campaña de marketing, sin el ROI ninguna campaña tendría sentido.

Si algo no falta en marketing online son métricas que recopilar y analizar para comprobar los resultados de lo que estamos haciendo. Desde visitas, tiempo en la web, seguidores o interacciones en redes sociales. Pero si sólo tuviera que elegir una métrico que seguir en una campaña, sin duda alguna sería el ROI.

¿De qué estamos hablando? ¿Qué es el ROI?

Cada inversión es como un boomerang, debe volver a nosotros con más fuerza de la que la lanzamos si es posible. El ROI es la relación entre la cantidad invertida y el resultado obtenido en ingresos limpios o beneficio, ambos en un único plazo de tiempo. Deberemos dividir los ingresos obtenidos por la inversión realizada.

Por ejemplo supongamos que dirigimos un negocio de reformas y construcción. Realizamos una campaña online para captar clientes para la instalación de piscinas en  instalación de piscinas. La inversión que realizamos en la campaña es de 3.000€ para un mes.

Tras finalizar el mes y consumir el presupuesto asignado hemos conseguido 23 contactos que nos han pedido presupuesto, de los que 5 han formalizado la contratación de su nueva piscina. Gracias a esos nuevos clientes hemos facturado 15.250€, pero no todo es retorno ya que la construcción nos supone un gastos. Nuestras piscinas tienen un margen de venta de un 30%. Por lo que hemos invertido 3.000€ y hemos obtenido un beneficio de 6.100€ por lo que:

6.100 / 3.000 x 100 = 203,3%

Nuestro ROI en esta operación es de un 203,3%.

¿Existen otras formas de calcularlo?

Si comparas esta información con la de otras webs (cosa que siempre deberías de hacer para comprobar la veracidad de lo que lees) encontraras que hay gente que utiliza fórmulas con leves modificaciones que hacen que su ROI para la misma operación sea distintas.

El ROI se diseñó como un sistema estándar para que este dato pueda ser comparado de un proyecto a otro, de una empresa a otra, de un país a otro. Pero la realidad es que cada profesional lo ha ido personalizando y adaptando a sus necesidades, por lo que tendrías que tener mucho cuidado al comparar el ROI calculado por distintas personas en distintas empresas.

Por ejemplo, uno de las webs que mejor posicionadas están en estos momento para la definición del ROI es la de la reconocida agencia 40 de Fiebre. En su web nos cuentan que usan la siguiente fórmula:

ROI = (BENEFICIO – INVERSIÓN) / INVERSIÓN

Desde mi punto de vista se trata de un error, porque con esta fórmula se nos podría dar el caso de que si el beneficio obtenido es 1000€ para una inversión de 500€, nuestro ROI sería del 1%, cuando realmente hemos conseguido el doble de lo que hemos invertido.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *